La tortuga no dudó y fue directa a comer en la portería italiana, pronosticando una victoria para los de Roberto Mancini.

La tortuga austriaca Sigmund, convertida en el gran oráculo de la Eurocopa de su país, pronosticó este viernes la victoria de Italia ante Inglaterra en la final del torneo este domingo en el estadio de Wembley (Londres).

Como en sus anteriores predicciones, los cuidadores de animal colocaron dos porterías en el terrario, en representación de cada selección, con sus dos alimentos favoritos: fresas y albaricoques.

La tortuga no dudó y fue directa a comer en la portería italiana, pronosticando una victoria para los de Roberto Mancini.

Sigmund, de 17 centímetros de largo y 50 años de edad, es una tortuga de caja común (Terrapene Carolina).

El centro comercial Center West de Graz, sur de Austria, la acogió hace dos semanas para concienciar a la gente sobre la importancia de proteger a especies que, como esta, están en peligro de extinción.

En un primer momento, los dueños del centro presentaron la primera predicción como un entretenimiento más para sus visitantes, pero luego de acertar con éxito todos los resultados de octavos de final, Sigmund se convirtió en un fenómeno nacional.

«Aficionados al fútbol de toda Austria, e incluso de Eslovenia, preguntaron por los consejos del preciso oráculo la Eurocopa», explicó el director del centro, Martin Wittigayer, a la agencia austriaca APA.

Ahora, tras haberse decantado por Italia y contar con más de un 70 por ciento aciertos en sus predicciones, Sigmund regresará a su hogar, el centro de conservación ‘Isla Tortuga’ de Graz, con una donación de 2 mil 500 euros por parte del centro comercial que la acogió.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here