Un albañil identificado como Antonio Zamorano, de unos 35 años, que se encontraba trabajando en una obra en construcción en la segunda planta de una casa, se electrocutó al tocar un cable de alta tensión con sus manos sudadas.

Los hechos se registraron a las 12:30 horas en las calles Paseo Ciruelos y Casuarina, del fraccionamiento Paseo Residencial, hasta donde acudieron los heroicos bomberos y con ayuda de Protección Civil y paramédicos de la Cruz Roja lo bajaron y fue trasladado al hospital general.

Su estado de salud es delicado, ya que la energía eléctrica le entró por la mano derecha y le salió por el pie izquierdo, pero los doctores afirman que se va a salvar.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here