Tamara es una joven malabarista que comparte su arte urbano en crucero Cuatro Caminos de Matamoros sin descuidar sus estudios universitarios para titularse como Ingeniero Agrónomo.
Experta en monociclo la joven mexiquense estudia en linea la carrera de Ingeniero Agrónomo y para ayudarse en la pandemia sale a las calles a hacer sus malabares.
«Siempre salgo de 3 a 4 horas pero hay días que tengo mas clases o tareas que hago on line tengo que quedarme en casa».
Con rigurosidad Tamara se sube al monociclo y empieza a equilibrar mientras hace malabares con tres clabas ante la mirada sorprendida de conductores y peatones.
Reconoce en entrevista que el suyo es un arte poco reconocido.
«En otros países primermundistas lo toman como un ejercicio, si hay respeto, en Mexico no es bien visto, sin embargo exige mucha disciplina, mucha fuerza, porque subirse a monociclo implica fuerza física y mental, combatir el miedo a caerse y en general es una actividad que exige mucho».

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here