La nueva caravana de migrantes hondureños con destino a Estados Unidos partió en la noche de martes a miércoles y se espera que en esta misma jornada lleguen a Corinto, en la frontera con Guatemala, reportaron medios locales.

Se trata de la primera caravana que parte de Honduras este año, pero con escasas posibilidades de lograr su cometido, coincidieron funcionarios gubernamentales y defensores locales de los derechos humanos de los migrantes.

El punto de reunión y posterior partida fue la central metropolitana de autobuses de San Pedro Sula, en el noroccidente del país, mismo lugar donde se reúnen peregrinos que van a Esquipulas en el sureste de Guatemala y cercano a la frontera con Honduras.

Año con año van hasta 20 mil peregrinos de Honduras al santuario del Cristo Negro en Esquipulas, y en este los migrantes coinciden con ellos, lo que dificulta precisar su número.

La vicecanciller hondureña Nelly Jerez adelantó empero que se trata de “un número bastante reducido”, que tiene derecho a salir de Honduras pero portando sus documentos.

Recordó que de acuerdo al tratado de libre comercio entre Honduras y Guatemala, los ciudadanos de un país pueden pasar de uno al otro simplemente portando su tarjeta de identidad, sin embargo si no lo llevan o tratan de salir de Guatemala pueden ser detenidos.

En 2019 hubo 109 mil 185 hondureños retornados a su país bajo la modalidad de deportación, alrededor de 64 mil desde México y más de 40 mil desde Estados Unidos, precisó en declaraciones a Radio Cadena Voces.

En el mismo año recién terminado se registraron 335 hondureños que fallecieron en la ruta entre su país y la frontera con Estados Unidos, vía que calificó de “bastante peligrosa”.

Añadió que fruto de ese éxodo 27 mil hondureños se encuentran en ciudades fronterizas del norte de México en espera de que Estados Unidos resuelva sobre su solicitud de asilo.

Agencias

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here