Durante el registro de Pedro Luis Coronado e Irma Azucena Castillo como precandidatos del PRI a la alcaldía de Matamoros quedo en evidencia que el apoyo del tricolor es para el líder de la CNOP y ex diputado federal, pero no para la ex regidora.

Así lo dejaron claro tanto el líder estatal Edgar Melhem Salinas que recibió a Pedro Luis y su comitiva para tomarse la foto, pero ni siquiera se dignó a salir a recibir a Irma Azucena que llegó con un grupo reducido de simpatizantes, entre mujeres y menores de edad.

Peor se vio el dirigente del PRI en Matamoros, Héctor Silva Santos quien ni siquiera por caballerosidad pudo acompañar a Irma Azucena en su registro la tarde del sábado ante el Comité Directivo Estatal en ciudad Victoria.

Mientras a Pedro Luis lo abrazó y se le colgó del cuello reclamando a gritos el aparecer en las fotografías, Héctor Silva se cuido de no estar presente cuando la dama quien es representante del sector femenino en las huestes priístas presentó su documentación y luego salió con la voz quebrada para hablar del desaire.

«Nadie de los sectores me acompañó pero están ellas, que son la militancia y que importan mucho porque son las que hacen el trabajo en campo, casa por casa, y quienes me pidieron que participara por lo que estoy presentando mi registro».

Será el CDE del PRI el que defina en los próximos días cual de los aspirantes reúne los requisitos para aparecer en las boletas.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here