lavoz

 

 Una burla más del gobierno federal con el incremento salarial, según con sus reformas se iba a mejorar la educación, burda mentira que sólo ha servido para mantener el control del SNTE y de los charros, con la reforma energética aseguró que bajaría la gasolina, o sea todos los carburantes, sin embargo fue al contrario la gasolina se ha incrementado día a día afectando la economía de la sociedad, la electricidad ha ido en aumento, el gas, la canasta básica; una realidad que afecta la economía de la sociedad mexicana.

El aumento salarial que se dio en los pasados días por parte de las autoridades federales es una mofa para los trabajadores en general, la explotación hacia las mayorías no dista en nada del esclavismo que ha estado presente desde los inicios de la humanidad, los dueños del poder económico lloran la miseria que cada año “aumentan” para mantener a los trabajadores más preocupados por sobrevivir para seguirlos explotando, se les olvida que la tierra nos pertenece a todos, mientras que en casa de la burguesía se desperdicia la comida en la casa del proletariado se quedan con hambre y con una desnutrición tremenda. El derecho a la alimentación del ciudadano común es sólo letra muerta en la FAO, a los niños les espera un futuro incierto porque sus padres gastan en otras necesidades como pagar el incremento de los servicios básicos.

Nos damos cuenta que las famosas reformas de Enrique Peña Nieto únicamente han servido para encarecer todo lo que prometió que bajaría al entrar en función, las nuevas reformas son un chiste para la sociedad puesto que fueron aprobadas para seguir con el saqueo de los recursos naturales y humanos. ¿Y qué dicen los legisladores que fueron los que aprobaron dichas reformas contra el pueblo? ¿Qué explicación le dan a sus votantes? mientras que ellos se incrementan súper sueldos y bonos se alejan de aquellas promesas de campaña donde gritaban a los cuatros vientos grandes beneficios para los ciudadanos, todo quedó en promesas y el aumento desaparece con la escalada del incremento de los precios. Por dicha razón decimos que es una burla de la clase gobernante hacia el trabajador, más gastan en anunciarlo en los medios que el ridículo aumento en unos pesos y fracción que este año les dieron a todos los trabajadores, la explotación es una realidad, dentro del capitalismo se le vende al ciudadano común las bondades del mismo.

En nuestro país el titular de la comisión nacional de salarios mínimos,  Basilio González recibe de sueldo casi tres millones de pesos anualmente, se gastan más de 28 millones en estudios para determinar cuánto se va incrementar de salario, el dichoso Basilio tiene más de 25 años en esa función. ¿Para qué se quiere una comisión de salario si hacen lo que les ordena la oligarquía nacional? ellos son los que determinan la miseria de pesos que se va a incrementar, toda una simulación para disfrazarle al pueblo la explotación en que está.

Mientras tanto la cúpula se sirve con la cuchara entre ellos (diputados, senadores, gobernadores, secretarios de Estado, partidos políticos, el presidente, pensiones de los ex presidentes y funcionarios del primer nivel, empresarios, saqueadores y ratas que lo acompañan); ahí se queda gran parte del presupuesto, nada que envidiar a la edad media pues el pueblo era el sacrificado igual que hoy, los explotadores sólo han cambiado de nombre; mientras el pueblo no entienda su papel histórico en la sociedad humana lo seguirán explotando, por eso los agentes de control como es la escuela, la iglesia, los sindicatos y organizaciones de control seguirán fortaleciendo la reproducción de clases, donde los trabajadores son despojados de lo que les pertenece, unos cuantos vivales se han apoderado de todo creando fronteras y estableciendo que todo es de ellos.

Por eso este incremento al salario absurdo sólo permite que alcance para mal comer, mal vestir, mal vivir; toda una desgracia pertenecer a la clase trabajadora, con esta miseria de aumento el gobierno federal hoy fomenta que parte de la sociedad se integre a grupos fuera de la ley pero que le aseguran un mejor comer, al parecer la oligarquía no entiende que esa voracidad de no equilibrar la economía al tiempo lo están pagando por la inseguridad en que se vive y por lo cual algunos vivales que han robado tanto se van a vivir al extranjero para que sus familias vivan seguras, sino pregúntele a Ricardo Anaya, sólo esperamos el momento en que los norteamericanos lo acusen de poseer riquezas ilícitas y lo despojen de todo, cosa muy común que hacen los gringos cuando se quieren apoderar de la riqueza mal habida de los políticos mexicanos.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here