lavoz

 

 El torpe Trump sigue con su discurso contra México pero también contra toda Latinoamérica, anuncia su lema de campaña que lo hizo ganar la presidencia de los Estados Unidos de Norteamérica: la construcción de un muro para que ya no lleguen más hermanos Latinoamericanos a trabajar con ellos; como si llegar a Estados Unidos fuera lo máximo, cuando todos sabemos las condiciones en que viven nuestros hermanos los cuales desde su entrada son vejados por los coyotes y agentes de migración que están en el negocio.

El torpe Trump tiene una visión que huele a pasado, quiere cerrar sus fronteras terminando de golpe y porrazo con el neoliberalismo (pero sólo en territorio gringo no con los otros países) quiere su aldea global donde ellos sean los reyes y los demás sus vasallos, ya se veía venir porque los ciudadanos del imperio le echan la culpa de todos sus males a México como si los mexicanos consumieran las drogas que ellos compran, nos culpan de la violencia que hay en México, cuando son sus fábricas de armas las que están haciendo un gran negocio que les deja grandes ganancias, que les quitamos los empleos cuando en realidad ellos no trabajan (se mantienen con el cheque y cupones que les da el tío Sam), México no es responsable de la voracidad de la clase rica de la oligarquía gringa.

Ya el torpe Trump echó abajo una fábrica de la FORD que se iba a establecer en el Estado de San Luis Potosí, además ya amenazó que cualquier empresa de ellos que se ubique en territorio nacional le aplicará grandes impuestos a los productos que se quieren vender en los E.U.A según él para que los estadounidenses tengan empleo seguro, ¿cómo? no entiendo, Enrique Peña Nieto hizo las reformas estructurales para beneficiar a los Estados Unidos de Norteamérica y ahora el torpe Trump cierra sus fronteras para que no entre ningún indocumentado, un descaro total, ellos tienen todo el derecho de vendernos sus cosas pero nosotros jamás.

Un ejemplo claro es la gasolina que aun teniendo petróleo nosotros se la compramos a ellos ya que las ratas que nos han gobernado dejaron de hacer refinerías para procesar y tener gasolina siguiendo las órdenes de la oligarquía internacional para así tener controlados los precios de la gasolina en México y al mismo tiempo llevarse una comisión muy jugosa los gobiernos en turno o más bien los “corruptos en turno” dueños del poder en México.

Dice el torpe Trump que los mexicanos nos aprovechamos de ellos, este sujeto no ha entendido que gracias a todo lo que nos han robado ellos pueden vivir muy bien, creo que ni por equivocación el torpe Trump ha leído la Historia Universal donde los Estados Unidos de Norteamérica nos robaron más de la mitad del territorio y que los mejores recursos naturales van a parar a la sociedad gringa, también la mano de obra barata de todos los indocumentados y que actualmente tiene a México en estado de guerra porque ahora las calles de la patria las cuida el ejército pues ellos dieron la orden de combatir el narcotráfico sin embargo todo es una simulación, los gringos lo único que quieren es un mercado para la venta de sus fábricas de armas cosa muy común en los dueños del capital, dice el torpe Trump que nos quiere mucho, es tanto su amor que nos ve como ciudadanos de segunda, como un pueblo fácil de manipular y vendernos sus bondades del porqué el muro, pero que los mexicanos lo vamos a pagar para que sus

ciudadanos racistas no sean molestados por el populacho que vive en la frontera. Que cinismo del torpe, su visión de la humanidad es la del niño rico que no quiere ver en su vecindario niños pobres, que gracias a ellos los hijos del imperio pueden comer mejor.

Enrique Peña Nieto ya declaró que México jamás va a pagar el muro, pareciera que esta con todo su valor sacando el pecho para defender al pueblo, cosa no creíble puesto que en el 2015 declaró que la gasolina, el gas y la electricidad gracias a las reformas estructurales no iban aumentar de precio, sin embargo en diciembre del 2016 anuncia y lleva a cabo el aumento del 20 por ciento a la gasolina, todo para servir al imperio así que no es creíble que diga que no va a pagarse el muro que pretende construir el torpe Trump ya que el ejecutivo es una persona que no tiene palabra, así que entre el torpe Trump y Enrique Peña Nieto no hay una realidad, para la sociedad son la pareja perfecta: tan incultos, tan falta de sensibilidad humana, no han aterrizado en la tierra. EL TORPE TRUMP Y PEÑA NIETO SON UNA VERGÜENZA PARA LA HUMANIDAD

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here