Increíble historia en Estados Unidos, donde una mujer buscando en un refugio se reencontró con el perrito que se escapó de su casa en 2019. Kovu y Aisha Nieves protagonizan una historia viral de adopción de perros.

No estoy llorando, tú estás llorando. Aquellos que tienen la dicha de tener un perrito como compañero de vida entenderán lo enternecedor que es la siguiente historia ocurrida en Estados Unidos, donde una mujer se reencontró con su mascota tras dos años extraviada por la imprudencia de un conductor.

La historia de Aisha Nieves y Kovu Todo esto sucedió en Pennsylvania, donde una joven de nombre Aisha Nieves buscaba una nueva mascota luego de perder a su perro de nombre Kovu en el 2019, cuando un conductor se estrelló contra su cochera.

El agujero que produjo el impacto fue por donde el perrito escapó para no volver, hasta que el destino los reunió recientemente. Hace un par de años, Aisha buscó en los centros de rescate cercanos a su localidad alguna información de Kovu y fue en el centro de Lehigh County donde le informaron que control animal había llevado a su perro, pero un día antes de que Nieves llegara, el lomito ya había sido adoptado por otra familia bajo el nombre de Ash.

Virales sobre perros Mujer arriesga su vida al enfrentar a un oso para salvar a sus perros¡Solo en México! Graban perro sobre cables de luz y el video la rompe en TikTok Perritos rescatados; el destino los reunió en 2021 De acuerdo al relato de la propia Aisha Nieves a la televisora local 69 News, fue tal su tristeza que decidió esperar varios meses antes de animarse a buscar darle hogar a otro animalito en situación de abandono o calle.

Fue entonces que consultó la misma página del centro de Lehigh County y ahí se llevó la más grande sorpresa de su vida. Entre las fotos de los lomitos disponibles a adopción estaba Kovu, el mismo con el que pasó cinco años previo a su escape de casa. Lo reconoció por una cicatriz en la ceja derecha, llamó para pedir informes y le dijeron que por culpa de la pandemia del coronavirus, la familia que se lo había llevado en 2019 lo devolvió por problemas económicos.

«Pensé: ‘Espera, ese no puede ser él’, vi la pequeña cicatriz sobre el ojo derecho, la cicatriz de cuando quedó atrapado en una puerta y pensé, ‘¡Dios mío, ese es mi bebé, ese es Kovu!'», contó Aisha, quien volvió a tener a Kovu en sus brazos a finales de junio tras dos años separados.

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here