Por miedo a contagiarse de coronavirus, trabajadores del Servicios Medico Forense se negaron a recoger el cuerpo de un hombre que murió al llegar a la clínica 13 del IMSS de Sexta y Ocampo.  

Fue a las 6 horas de este domingo cuando el señor Artemio Acosta Hernández de 47 años falleció arriba de de la una camioneta de su hijo a unos metros de ingresar a la sala de Urgencias de IMSS.

Personal medico se negó a ingresarlo debido a que ya no presentaba signos vitales y cuando familiares se comunicaron a la morgue no obtuvieron respuesta oportuna.

Con el paso de las horas llegaron trabajadores del SEMEFO pero se negaron a trasladar el cuerpo por creer que estaba contagiado de Covid aun y cuando los familiares manifestaron que tenían los resultados de una prueba, que le tomó a Artemio aun con vida y que era negativa.

Debido a la presión de la familia, el IMSS a través de camilleros ingreso el cuerpo al edificio para hacerle una nueva prueba al cuerpo, si sale negativo se le entregará a la familia para que le den cristiana sepultura, de lo contrario será incinerado si es positivo.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here