Por José Román Acuña

Una decena de estudiantes del CBTIS 135 junto a sus padres se inconformaron por los abusos de las fuerzas federales que mandaron a sus compañero Carlos Zuñiga Delgado a la sala de Urgencias con una bala en la espalda.

Los hechos ocurridos el pasado miércoles en el fraccionamiento Santa Anita lesionaron al joven de 18 años, alumno del sexto semestre del plantel ubicado en el ejido 20 de noviembre y quien se desplazaba en el área cuando los marinos dispararon sin ton ni son provocándole una herida de bala en el omoplato que le perforo el pulmón.

En respuesta, sus compañeros de aula  se reunieron en la Plaza Miguel Hidalgo de Matamoros para exigir a las fuerzas federales un alto al fuego y también que se haga cargo de los gastos médicos del lesionado.

Junto a los jóvenes, que ocultaban sus rostros por temor a represalias, también se manifestaron padres de familia que lamentaron que sean marinos y soldados los que atenten contra los jóvenes al momento de no usar el criterio durante sus operativos.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here